Blogia
Michel Azcueta

Nuevas propuestas para la articulacion de la sociedad civil

NUEVAS PROPUESTAS PARA LAARTICULACION DE LA SOCIEDAD CIVIL INSTITUCIONALIDAD DEMOCRÁTICA: APORTES DESDE LO LOCAL
 Michel AzcuetaPresidenteEscuela Mayor de Gestión Municipal  No podemos entender el gran reto de la articulación de la sociedad civil sin reconocer, primero, la falta de integración nacional y, junto a ello, la debilidad institucional de la sociedad peruana. En las últimas décadas ha habido un avance claro en la integración nacional: Las vías y medios de comunicación han contribuido directamente a ello, permitiendo un conocimiento y una relación mayor entre todos los peruanos, todavía insuficiente.  Los municipios democráticos han contribuido y siguen contribuyendo a la constitución y fortalecimiento de la sociedad civil. Los gobiernos locales, por su cercanía a la población han tenido y tienen posibilidades de relacionarse de manera privilegiada con las organizaciones sociales, gremiales y generar puentes de participación ciudadana. En otras ocasiones, las protestas y críticas a los propios gobiernos locales también son manifestación de conciencia de derechos y deberes ciudadanos. Los avances logrados en camino hacia una articulación de la sociedad civil en las décadas de los 70 y 80 fueron “dinamitados” en los años 90, tanto por el terror senderista como por la política autoritaria del régimen cívico- militar de Fujimori. En 10 años se ha empobrecido el mapa de la sociedad civil y, de manera muy concreta, su propia y ya débil articulación.  Es en base a este análisis y a esta dósis de optimismo que me atrevo a lanzar algunas propuestas como base para este debate. Para avanzar en la articulación de la sociedad y en la necesaria institucionalidad democrática en el Perú, creo que necesitamos: 1.           Clara voluntad política de parte de todos y, de manera especial, de aquellos que tenemos algún tipo de responsabilidad pùblica. Mientras no estemos convencidos de la importancia que tiene la sociedad civil para el Perú, para su gente, para su economía, para su desarrollo integral, nunca vamos a avanzar hacia su modernización, hacia unas relaciones sociales más democráticas y justas. Mientras sigamos pensando en “salvadores individuales”, en el “Papá - Estado” o “Papá - Alcalde”, mientras no construyamos puentes y canales de participación y de relaciones, mientras todos nosotros no seamos coherentes con los principios que decimos defender, ni habrá auténtica “sociedad civil” ni habrá articulación. La voluntad política supone proponerse, de manera consciente, como gran objetivo nacional, el fortalecimiento y articulación de la sociedad civil. 2.           Respeto y desarrollo de conciencia ciudadana, a partir del conocimiento y difusión de los deberes y derechos de cada uno de los peruanos y peruanas. Conciencia ciudadana quiere decir transformarnos todos - más allá de nuestra ubicación social y geográfica - en sujetos activos, parte consciente de la sociedad civil peruana. Es a partir de este compromiso individual que, sumándose al compromiso de los demás, se irá fortaleciendo una conciencia colectiva fundamento real de una “sociedad civil” cohesionada. 3.           Imaginación y creatividad : después de todo lo que hemos vivido en estas décadas, durante las cuales en el Perú ha pasado de todo, regímenes militares, democracia, violencia terrorista, crísis económica, cólera y fenómeno del Niño, instalación y fracaso de gobiernos regionales, demagogias de uno y otro tipo, ha ido saliendo a luz la gran imaginación y creatividad propias del pueblo peruano. Como ya he señalado, los jóvenes, las mujeres, los intelectuales y artistas se han ido incorporando activamente a la “Sociedad Civil”, con ideas y planteamientos propios, con manifestaciones nuevas y creativas que no sólo enriquecen la actividad ciudadana sino que abren un gran horizonte de esperanza renovadora en estos próximos años si es que se continúa por ese camino. Aceptar y fomentar las propuestas novedosas es fundamental para la articulación de la sociedad civil en su conjunto. 4.           Experiencias de éxito: somos un pueblo, una sociedad, mirada en su conjunto a nivel nacional, con un balance negativo que nos dá más fracasos que éxitos en la tarea colectiva, lógicamente con las débidas excepciones. Me refiero, esencialmente, a experiencias masivas que son las que generan conciencia colectiva = demasiados intentos acabados en frustraciones, demasiadas cosas dejadas a medio camino, demasiada mediocridad, demasiadas buenas intenciones, mucho engaño y mucha mentira, institucionalizadas, inclusive, en los últimos diez años desde los aparatos del Estado, demasiada basura en la mayoría de los medios de comunicación..... Todo ello influye y crea un sentimiento de frustración e impotencia. Por eso debemos fomentar experiencias que culminen en éxitos concretos, en logros alcanzados por el conjunto de la sociedad peruana. Comencemos a nivel local y de grupo hasta proponernos (y alcanzar) auténticos objetivos nacionales. 5.           Democracia :factor de articulación: en base a lo señalado anteriormente, nos atrevemos a decir que a mayor democracia, mayor articulación de la sociedad civil. Democracia entendida en el sentido mejor y más amplio: respeto a los derechos humanos, personales y sociales, participación ciudadana, control social de la actividad pública, cumplimiento de promesas, descentralización inmediata y atención a las demandas de provincias, institucionalidad democrática en el Estado y en la sociedad, construcción y transmisión de valores, justicia e igualdad de oportunidades para todos, etc. etc. Construir la sociedad democrática es, a la vez, fin y medio para construir ciudadanía, fin y medio para fortalecer la sociedad civil en Perú.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres